¿Placas de inducción o vitrocerámica?: claves para elegir bien

Las placas de inducción resultan un elemento fundamental para cocinar y calentar tu comida en casa. 



Antes de nada, te aconsejamos que compares bien los modelos existentes a la hora de comprar estos electrodomésticos, para seleccionar aquel que mejor se adecue a tus necesidades específicas. ¿Por qué instalar una cocina de este tipo? Las grandes ventajas de las placas de inducción son:

Placas Balay

- Su facilidad de limpieza y mantenimiento. Basta utilizar productos específicos y una rasqueta para eliminar los restos de suciedad incrustada.

- Su seguridad. Como su base se presenta plana, a diferencia de las cocinas compuestas de fuegos, de gas o eléctricos, constituye un sistema verdaderamente eficaz para que tus ollas, cazos, cazuelas o sartenes no se vuelquen con el peligro de quemaduras que ello supone. Además, se evita también la aparición de fuego y, con él, el peligro de incendio, aparte de los peligrosos escapes de gas.

- Su eficiencia. Además, las placas de inducción solo calientan la parte del quemador que se está usando, por lo que se alzan como las más seguras de toda la tecnología existente en la actualidad.

Asimismo, como lo primero que debes elegir es si decantarte por unas placas de inducción o por una vitrocerámica, aquí te presentamos algunas diferencias esenciales entre ambas:

- Las placas ofrecen una mayor rapidez a la hora de calentar el fuego, una mayor eficiencia y ahorro de energía y, por tanto, de gasto, además de una mayor seguridad, puesto que evita las quemaduras. Debes usar menaje específico para inducción (su base es distinta) y la suciedad no llega a pegarse a la placa.
Induccion Balay 3EB915LR

- Las vitrocerámicas, por su parte, son más económicas y puedes utilizar el calor residual, una vez la apagues, para darle el último golpe de calor a tu comida.

Lo segundo en lo que te tienes que fijar es en el número de fuegos que necesitas: los hay de dos a cinco. También existen modelos con focos especiales para grandes recipientes o con formas alargadas. El tamaño, en general, del que dispongas condicionará tu elección. Las placas comúnmente miden 60 centímetros, aunque también las puedes encontrar en otras dimensiones.

Una vez hecha la criba con los criterios anteriores, ya puedes añadir prestaciones extra. Es el caso de las placas con programación automática o memoria, de modo que se guarda la potencia que sueles utilizar para cocinar.

Por último, de entre las placas que cuenten con todos los requisitos que necesitas, decántate por aquella que estéticamente más te guste; por ejemplo, con marco o sin él, con algún efecto de acabado… y que se adapte en verdad al estilo de tu cocina.

Puedes comparar diferentes modelos online de forma cómoda antes de comprar, en función de tu presupuesto y necesidades y para ello en Electrobuy encontrarás lo que buscas.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...