Ventajas de los cepillos dentales eléctricos

Aunque hasta hace pocos años eran poco menos que un lujo extravagante, los cepillos dentales eléctricos se han popularizado tanto que parece que llevan toda la vida con nosotros. De hecho, es un aparato doméstico por el que apuestan grandes marcas como Philips o Braun. En este artículo te contamos 8 ventajas de los cepillos dentales eléctricos con respecto a los manuales, que han provocado que estas nuevas soluciones de cuidado personal desbanquen a los cepillos tradicionales.

Cepillo dental electrico sonico


1.    El cepillado es más efectivo: elimina mejor el sarro y la placa bacteriana, gracias a la presión y el movimiento que ejerce el cabezal.

2.    El cepillado es más apurado: el movimiento del cabezal en la mayor parte de los cepillos eléctricos se produce en diferentes direcciones. En cambio, con los cepillos manuales el usuario apenas efectúa movimientos laterales o de arriba-abajo.

3.    Se alcanza mejor a todas las piezas de la dentadura: el cepillo dental eléctrico es, en conjunto, más alargado, por lo que permite llegar de forma más sencilla a todas las piezas dentales, incluidas las muelas del juicio.

4.    Cepillado con menor esfuerzo: no hace falta ejercer ningún tipo de presión, puesto que el movimiento del cabezal lo hace por ti.

5.    Mayor duración de las cerdas: las de los cepillos manuales son, por lo general, más endebles, por lo que se abren antes, en apenas unas semanas. Por su parte, una de las ventajas de los cepillos dentales eléctricos es que estas cerdas se mantienen tensas durante varios meses.

6.    El cargador del cepillo sirve de base o soporte, por lo que su emplazamiento en el baño es más cómodo y ergonómico.

7.    El mango es más ancho y, por tanto, se puede agarrar de forma más firme y cómoda.

8.    Los últimos modelos cuentan con temporizador, que sirve para indicar al usuario en qué momento puede concluir su cepillado. Un periodo de tiempo estándar es 2 minutos, con avisos a intervalos de 30 segundos, tras lo cual se considera que la limpieza ha resultado completa.

Cómo no, también hay que ser justos y mencionar algunas desventajas de los cepillos dentales eléctricos que, en cualquier caso, no empañan sus beneficios. Los principales ‘contras’ de estos aparatos es que necesitan energía eléctrica para funcionar, aunque sea mediante recargas periódicas, por lo que han de tener un enchufe cerca. Por otro lado, tienen un coste mayor que los cepillos manuales, como es lógico. Y por último, el uso de los cepillos eléctricos no siempre está aconsejado para personas con problemas de encías, precisamente por el movimiento de presión que ejercen sobre él.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...